En la escuela de El Cajón van diariamente más de 100 chicos desde jardín hasta 6to grado. Creemos que los chicos son los que van a poder generar cambios positivos y persistentes en el pueblo, tales como la separación de residuos y la construcción de huertas familiares.

La escuela cuenta con una huerta impulsada por el programa Pro Huerta del INTA que periódicamente les lleva semillas. En conjunto con la escuela comenzamos a cultivar cayote, una especie muy utilizada para realizar dulces en el noroeste argentino. De esta manera, tanto los niños como nosotros estaremos promoviendo el consumo de especies nativas, el contacto con la tierra y la relación entre los alimentos y las personas.

 

 

 

Trabajo formal en forestación

Generamos empleo formal y local. La conservación y restauración del bosque necesita del compromiso e integración de las comunidades. Reconocer al bosque como fuente de trabajo.

 

Apicultura

Actualmente contamos con 5 colmenas en el bosque, con las que impulsamos la presencia de polinizadores en la región, además de colaborar con pequeños productores regionales de miel.

Agroforestería

 Creemos que la agroforestería es esencial para poder pensar en cultivos sostenibles a largo plazo, generando beneficios tanto en lo ambiental como en lo social. La diversidad biológica es un elemento vital para la resiliencia de un ecosistema.

Queremos involucrar a la comunidad con prácticas sustentables para que puedan conectarse con la naturaleza y reconocer al bosque como fuente de alimento.